Historia y épocas de Corea

HISTORIA DE LOS PERIODOS DE COREA

La primera presencia humana en Corea se remonta hace unos 500.000 años, aunque los umbrales de su historia se suelen situar en torno al año 2.333 a.C., cuando el rey Tangun, figura legendaria nacida del cielo y una mujer de una tribu, fundó el que se conoce como el primer reino coreano, llamado Joseon, que literalmente significa “La Tierra de Calma Matutina”.
Se sabe que antaño existían comunidades de clanes que se unían formando ciudades estado. Durante este periodo estos sistemas de comuna de la tribu fueron bien establecidos, y los jóvenes guerreros comenzaron a vincularse a las artes marciales con el fin de proteger su comunidad. Con la aparición de un arma nueva, el arco, y de un medio de transporte, los caballos, se inició un cambio de estilo de vida: empezaron a realizar viajes largos, manteniendo contacto con otras tribus y formando alianzas, lo que llevó a la aparición de confederaciones. Los guerreros se entrenaban de forma más metódica, ya que en la selección de oficiales y altos cargos era de vital importancia el dominio de estas artes. En aquellos tiempos se le otorgaba el título de rey al guerrero más fuerte entre la confederación.

En el año 109 a.C., debido al temor que tenía el emperador Han Wuti por el poder que estaba adquiriendo este reino, el imperio de China invadió y aniquiló por completo al reino de Gojoseon, lo que caracterizó a este periodo por la dominación de la Dinastía Han China, hasta la aparición de nuevos entes políticos en Corea, que daría lugar al periodo de “Los tres reinos”: Goguryeu, situado al norte siendo el más extenso de los tres, Baekje, en el suroeste; y Silla, en el sureste. En esta época surgiría una confederación-Estado, llamada Gaya, que no tardaría en ser absorbida por el reino de Silla.

ERA DE LOS TRES REINOS

Entraríamos así en la “Era de los Tres Reinos”, que abarcaría aproximadamente entre los años 37 a.C. y 668 d.C. Durante esta época se fue gestando una identidad propia diferenciada de otras civilizaciones exteriores, lo que facilitaría posteriores unificaciones de la península y crearía un sentimiento de rechazo a injerencias externas, en especial de japoneses y chinos. Se irían introduciendo filosofías como el taoísmo, y con mayor fuerza el budismo y confucianismo. Finalmente, se producirían grandes avances agrícolas, introduciendo en la zona el cultivo del arroz, llevando a la conformación de un modelo de sociedad colectivo y solidario.

Goguryeu  se indica que fue fundado en el año 37 a.C por Jumong, un príncipe de Buyeo, aunque existen documentos que sugieren que la cultura de Goguryeu pudiera existir desde el siglo II a.C.

Fue uno de los principales poderes de Asia oriental hasta que fue derrotado por las fuerzas aliadas de Silla y la Dinastía Tang de China en el año 668 d.C. Tras su derrota su territorio fue dividido entre la dinastía Tang de China, el reino unificado de Silla y Balhae.

Baekje fue fundado por Onjo, hijo de Jumong, alrededor de lo que es ahora Seúl. Fue el único de los reinos que mantuvo relaciones prósperas con japón.
Fue derrotado por la dinastía Tang de china y el reino de Silla en el año 660 d.C, integrándose en el reino unificado de Silla.

Silla es el último que compone los tres reinos, existiendo desde el año 57 a.C. hasta el 935 d.C, anteriormente llamado Saro hasta el año 503 d.C., fue fundado como un principado de la confederación Samhan en el año 52 a.C. Este reino fue consolidándose como reino independiente, debido a los beneficios procedentes de sus rutas comerciales marítimas establecidas en el mar de China. Finalmente, en el s.VII d.C, gracias a la alianza con la dinastía Tang de china, Silla lograría conquistar el territorio de los otros dos reinos, dando inicio al periodo conocido como “Silla Unificada”, que abarcaría desde el año 668 d.C. hasta el 935 d.C.

Por otro lado, debido a la conquista del reino Goguryeo, un general de este reino reunió los restos del ejército derrotado y emigró al norte, fundando el reino de Balhae, que pronto recuperaría gran parte del territorio Goguryeo.

Durante dos siglos y medio ambos reinos disfrutaron de paz y estabilidad, libres de luchas internas y externas, hasta el siglo X. Durante el año 926, una invasión del reino vecino Khitan acabaría con Balhae. Por otro lado, el reino de Silla se vió sacudido por una serie de revueltas políticas que desembocaron en la toma de poder del general Wang Geon, que adoptaría el nombre de Taejo y formaría en el año 936 la Dinastía de Goryeo o Koryo(de donde viene el actual nombre de Corea).

DINASTÍA KORYO

El periodo de gobierno de la dinastía Koryo fue notable, tanto por sus avances como por sus conflictos. Entre los avances destacaría un florecimiento de la filosofía budista, el arte y los avances científicos.

Políticamente estaba en un estado de guerra permanente, combatiendo entre 993-1019 con el reino de Khitan por el control del norte de la península, que finalmente obtuvo gracias al apoyo del imperio mongol. No obstante, el reino se vería a merced de las influencias e interferencias de los imperios mongol y chino. Finalmente en el año 1392, una revuelta interna liderada por el general Yi Seonggye terminaría con la dinastía Koryo y daría origen a la dinastía Joseon.

DINASTÍA JOSEON

Durante la dinastía Joseon (1392-1910) comenzó a llamarse Gojoseon al primer reino fundado por el legendario rey Tagun, que significa “antigua Joseon”.

El reino se vio muy influenciado por la cultura china, lo que provocó que se adoptara el confucionismo como filosofía oficial y se implantara un sistema político basado en pruebas de mérito para acceder a la carrera funcionarial, lo que llevó un gran prestigio a la burocracia estatal.

Durante los siglos XVI y XVII, Joseon sería objeto de sucesivas invasiones por parte de japoneses y manchúes, sumiéndose en la pobreza durante todo el s. XVIII.

En el s.XVIII apareció un movimiento conocido como Silhak, promoviendo la modernización del país, haciendo hincapié en el tema agrícola e industrial, y en las reformas de la distribución de tierra, aunque no tuvo mucha acogida en los círculos gobernantes, lo que dejó a Joseon aislado de contactos con el exterior y opuesto a las demandas occidentales para establecer relaciones diplomáticas, haciendo girar toda su política y seguridad entorno a China. Debido a esto, la derrota de China en la primera guerra con Japón (1894-1895) provocó la invasión japonesa, que anexionó completamente a Corea como colonia japonesa en 1910, terminando con la dinastía Joseon.

OCUPACIÓN JAPONESA

En 1910 Corea se anexiona al Imperio Japonés con el descontento total de la población, que comenzaría a organizarse buscando la independencia, siendo así que nacería el “Movimiento 1 de marzo” que defendía, desde presupuestos democráticos, la independencia coreana, al mismo tiempo que se creaba un gobierno coreano en el exilio en Shangai.

Desde la perspectiva imperialista de Japón, los japoneses fomentaron el niponismo entre la población coreana, que rechazaría los intentos de invasión cultural. Los japoneses movilizaron todo el potencial económico de la península coreana en beneficio de la metrópoli, sobre todo tras el estallido de la 2ªGM. Prácticamente todas las exportaciones fueron absorbidas por Japón, con las terribles consecuencias que eso trajo al pueblo coreano, tanto económicamente como en alimentación.

No era de extrañar la alegría con la que los coreanos recibieron la derrota de Japón en la guerra, sin embargo la derrota no trajo la independencia, sino el conflicto ideológico en un país dividido.

Tras el fin de la guerra en 1945, EEUU y la URSS ocuparon Corea, dividiendo el país en dos zonas, la URSS al norte y los EEUU al sur, tomando como referencia el paralelo 38º. Los aliados tenían la intención de unificar Corea en un solo país, celebrando elecciones en 1948, pero la URSS se negó y dio comienzo la “Guerra Fría”, que tuvo como resultado la división de Corea en dos estados independientes y soberanos.

Be the first to comment

Leave a Reply